17 marzo 2016

Tarija en crisis Gobernador Oliva pide ayuda al Gobierno central para obras

El gobernador del departamento de Tarija, Adrián Oliva, llegó ayer a La Paz para pedir al Gobierno respaldo económico en la ejecución de distintas obras en materia de agua potable y salud, entre otras. La autoridad refirió que a pesar de los recursos que le otorga el Estado por la producción de gas, esta región está en crisis y con una deuda de 5 mil millones de bolivianos.

La autoridad tarijeña, en entrevista con EL DIARIO, expresó: “El departamento de Tarija confronta una situación de crisis, para eso hemos llegado a La Paz; tenemos una industria que está en riesgo, hemos venido a hablar para salvar esa industria, tenemos proyectos que ejecutar”.

Oliva precisó que a pesar de ser Tarija el principal productor de gas natural a nivel nacional, atraviesa por un problema de liquidez, debido a los millonarios gastos comprometidos en la anterior gestión administrativa.

DEUDA MILLONARIA

“Somos un departamento que tiene un presupuesto que supera en algo los dos mil millones de bolivianos, pero tiene cerca de cinco mil millones de bolivianos comprometidos en deudas o en contratos por pagar”, precisó Oliva.

Continuó: “En otras palabras, tendríamos que cerrar las puertas de la Gobernación y dedicarnos a pagar todo lo que se debe por más de dos años, descuidando y desatendiendo todas las obligaciones que tenemos para poder superar la crisis que en este momento tiene el departamento y las obligaciones que tenemos pendientes con el sector privado, pues no podemos atender de manera oportuna los compromisos que se han asumido”.

INGRESOS

Según Oliva, el presupuesto del año pasado programado era de alrededor de 4.900 millones de bolivianos; sin embargo, lo que recibió Tarija fueron 3.092 millones de bolivianos.

“No tenemos los ingresos que se comprometieron. Disponemos de muchos proyectos que tienen obligaciones asumidas por la Gobernación”. “Deben merecer la asignación de recursos fiscales, porque nuestro presupuesto ha caído en más de la mitad”, afirmó.

En ese marco, la solución paliativa que presenta la Gobernación de Tarija es el Plan de Rescate Financiero, propuesta que será presentada a distintas instancias del Gobierno central, con varias alternativas, con mecanismos paliativos.

RESPONSABLES DE CRISIS

En ese marco, el Gobernador de Tarija refirió que “hasta la fecha se prepararon 30 denuncias penales contra funcionarios de la anterior Gobernación, entre esos exfuncionarios está Lino Condori, del Movimiento Äl Socialismo (MAS) quien administró –como Gobernador- el departamento de Tarija,desde diciembre de 2010 hasta después de las elecciones subnacionales de 2015”.

Asimismo, Oliva adelantó que en los próximos días presentarán unos 13 informes de procesos de auditorías sobre el manejo de los recursos administrativos de la Gobernación de Tarija. “También estamos concretando una auditoria general para determinar en términos globales cuál ha sido el impacto de las inversiones y del gasto que se han hecho”:

El Gobernador precisó que, en los cuatro años anteriores, la Gobernación de Tarija gastó más de 300 millones de dólares en funcionamiento administrativo, dinero que pudo ser usado en la construcción de algún proyecto vial.

INGRESOS Y DEUDAS

El departamento de Tarija, en los últimos cuatro años, recibió recursos provenientes del Impuesto Directo a los Hidrocarburos (IDH) por más de 18 millones de bolivianos. Sin embargo, con esos recursos no se ejecutaron las principales obras de desarrollo regional, como son la dotación de agua, salud, integración vial y diversificación de la economía. Tarija depende del gas natural que tiene en su subsuelo, según el Gobernador de esa región.

“Peor todavía, hemos heredado una deuda que alcanza a cerca de 5 mil millones de bolivianos, porque se han comprometido obligaciones para el departamento por más de 4.700 millones de bolivianos, recursos que hoy día no están financiados. Tenemos un grave problema de liquidez”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada