30 julio 2013

Interpol tiene en la lista de más buscados al expresidente Sánchez de Lozada y al exgobernador Cossío



La Policía Internacional (Interpol), encargada de la búsqueda de perseguidos por la Justicia, tiene en la “lista roja” de los más buscados a 19 bolivianos, entre ellos el expresidente Gonzalo Sánchez de Lozada y el exgobernador de Tarija Mario Cossio. El organismo en La Paz recibe a diario un promedio de entre 50 a 80 solicitudes de información sobre personas buscadas en el mundo y que potencialmente estén en La Paz.

El director de Interpol de La Paz, coronel Miguel Ángel Benegas, explicó a La Razón Digital que en la lista también permanece el exteniente de Policía Jorge Clavijo, quien es acusado por el asesinato de su esposa, la periodista Hanalí Huaycho, porque –señaló- de oficio no es posible retirar ningún nombre de la nómina publicada en el portal digital de esa institución internacional.

Sánchez de Lozada es identificado por la Fiscalía como el principal responsable de la masacre de octubre de 2003, cuando una revuelta social confluyó en su dimisión y 74 muertos. El expresidente permanece desde entonces en Estados Unidos que, a través del Departamento de Estado rechazó en septiembre la solicitud boliviana de extradición con el argumento de que los delitos por los que es acusado no son compatibles con la tipificación estadounidense.

El exmandatario es, precisamente uno de los más buscados por la Interpol bajo el cargo de delitos de lesa humanidad, detalló Benegas, quien señaló que otro político incluido es el exgobernador de Tarija Mario Cossio.

La exautoridad está en Paraguay, donde consiguió asilo político en 2011, poco después de abandonar Bolivia de forma clandestina y en la maletera de un automóvil, según reveló en enero del 2011 el senador paraguayo Alfredo Jaeggli, del Partido Liberal, amigo de Cossío, quien en diciembre de 2010 fue suspendido del cargo y huyó tras burlar la seguridad policial tendida en los alrededores de su domicilio.

Entre los más buscados también están seis personas vinculadas con delitos de narcotráfico, cuatro por asesinato, tres por contratos lesivos al Estado, dos por uso indebido de influencias y legitimación de ganancias ilícitas y dos por enriquecimiento ilícito con afectación al Estado. En la página web están los nombres, antecedentes, fotografías, huellas digitales, señales particulares y grado de peligrosidad de los requeridos por la Justicia en Bolivia.

Entre los nombres figuran también Ernesto A. G., Jorge O.C., Guillermo S.Z., Rainier K.V., Valentín T., Mauricio O.U., Francisco de U.C., Lourdes N. A., Mario R.L., Jorge B.A., José S.B., Jorge S. P., Juan V. B., Olga T., Mario V.A., Gary C. R. y Marcelo T.C. “Éstas personas cometieron varios tipos de delitos y fueron notificados a requerimiento de un juez, ello no implica que sean los más peligrosos”, explicó.

Interpol La Paz recibe a diario entre 50 a 80 solicitudes de información de buscados, entre bolivianos y extranjeros, que potencialmente podrían estar en La Paz.

El organismo internacional busca a personas en función a la catalogación que se les asigne: roja, azul, amarilla, verde, negra y naranja. La azul es para localizar a personas y obtener información sobre los delitos que habría cometido, mientras que la verde es para poner sobre aviso a los demás países y obtener información policial en torno a nuevos modus operandi delictivos.

La amarilla es empleada para alertar sobre desaparecidos, como el caso de Zarlet Clavijo. El trabajo de investigación empieza con consultas en Migración para ver si el ‘buscado’ ingresó o salió del país, luego intervienen los directores de Interpol de los nueve departamentos y los efectivos de la Unidad Policial de Apoyo al Control de Migración (Upacom).

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada