11 octubre 2016

TSE evalúa avances y retrocesos democráticos

A 34 años de la restauración del sistema democrático en Bolivia, diferentes entidades y representantes de organizaciones resaltaron los avances y criticaron los retrocesos que se producen en estos órdenes en el país.

Por una parte, los vocales del Tribunal Supremo Electoral (TSE) pidieron a las instituciones estar a la altura del proceso, mientras que representantes del Consejo Departamental de La Paz (Codelpa) y del Comité Cívico Pro ciudad de El Alto señalaron que las autoridades cometen muchos atropellos a la democracia boliviana.

Desde que Hernán Siles Zuazo fue elegido democráticamente presidente y Jaime Paz Zamora vicepresidente y ambos asumieron el mando de la nación el 10 de octubre de 1982, dando fin así a un periodo dictatorial, la fecha es conmemorada por los bolivianos, principalmente por aquellos que vivieron días fatídicos como los de los gobiernos dictatoriales de René Barrientos y Hugo Banzer, entre otros.

Ahora pasaron 34 años que Bolivia vive en democracia, de acuerdo al vicepresidente del TSE, Antonio Costas, cada vez el “espíritu democrático del país se fortalece”.

“Ahora que vivimos, con situación siempre controvertidas, pero ya no bajo ese esquema de las dictaduras, los jóvenes saben de la dictadura por las reseñas familiares y la historia formal, pero esta historia nunca debe olvidarse y debemos comprometernos también con una nueva idea de liderazgo, de renovación continua que nos permita estar cada vez más próximos a las verdaderas necesidades de los ciudadanos”, dijo Costas durante un desayuno trabajo efectuado ayer con presencia de periodistas.

INTERESES

Para la vocal del TSE, Dunia Sandoval, la priorización de intereses sectoriales sin tomar en cuenta los del resto de la sociedad o el desconocimiento a decisiones legítimas en espacios democráticos, son una amenaza a los avances del ejercicio ciudadano.

“Entonces, este tipo de percepción ciudadana todavía antidemocrática de pensar que el interés grupal está por encima del conjunto de la sociedad va socavando por dentro la democracia, los avances que a la vez son legales”, sostuvo.

MUJERES

Por su parte, la presidenta del TSE, Katia Uriona, dijo que la democracia permitió reconocer la diversidad del país y al mismo tiempo la llevó a construir la pluralidad.

Agregó que si bien la democracia en el país es joven, comparada con las de otros países continentes, el mayor aporte de Bolivia es que se reconoce a la democracia en sus tres formas de expresión, una de ellas la incorporación de la mujer en diferentes ámbitos.

“Tener una democracia que ha sido representativa, ampliada en su expresión diversa, plural y de incorporación de las mujeres. El que lleguen mujeres a los espacios de representación, coloca no sólo en debate lo que es y lo que va ser el aporte de más mujeres, supone también democratizar las organizaciones políticas sociales”, sostuvo Uriona.

PUEBLOS INDÍGENAS

El vocal del TSE, Idelfonso Mamani, señaló que hubieron avances sustanciales en la democracia boliviana y, como ejemplo, citó la revalorización de los pueblos indígenas que fueron incorporados a ámbitos como la Asamblea Legislativa, las departamentales, entre otros.

Se refirió también a la democracia comunitaria y señaló que es nueva todavía pero que es importante porque todos puedan ejercer su derecho.

“rasgos “fascistas”

Para el exrepresentante del Magisterio Urbano Paceño y actual miembro del Consejo Departamental de La Paz (Codelpa), José Luis Álvarez, Bolivia no vive una democracia plena, puesto que cada gobierno de turno tuvo diferentes faltas que mancharon la democracia.

Recordó los hechos que signaron la historia del país como el denominado “Octubre negro” (2003), la masacre de Chaparina (2012), “Febrero negro” (2003), recientemente el conflicto de mineros cooperativistas que terminó con varias muertes uno de ellos, y por primera vez, la de un Viceministro de Estado.

“La democracia sólo ha servido a los politiqueros (…). Cada vez que los trabajadores nos levantamos para comer, para exigir trabajo, para pedir desarrollo para nuestras regiones, el Gobierno de turno utiliza la metralla para masacrar a los que pedimos derechos, para comer y el derecho a trabajar (…). En Bolivia nunca hubo ni hay democracia, solamente hubo dictadura del Poder Ejecutivo”, criticó Álvarez al ser consultada su percepción por EL DIARIO.

COMITÉ CÍVICO

Por su parte, el secretario general del Comité Cívico Pro Ciudad de El Alto, Benito Fernández, sostuvo que Bolivia no vive un Estado de derecho y que la democracia es cuestionada porque el actual Gobierno persigue a todo a aquel que lo cuestiona.

“La democracia solamente es para el que tiene poder. No hay democracia y si hubiera entonces no debiera haber perseguidos o afectados como los periodistas, como Amalia Pando, John Arandia, Carlos Valverde, incluso quisieron meterlo a la cárcel a un excelente periodista, Humberto Vacaflor”, dijo Fernández.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada