28 septiembre 2016

Potosí Paro cívico no fue total

El paro cívico movilizado efectuado ayer en esta capital fue parcial porque no tuvo el concurso de tres federaciones y las entidades públicas y privadas trabajaron a puertas cerradas.

En tanto, se suspendieron las actividades escolares y universitarias, se paralizó el sector salud, informó la Red Aclo.

La Federación Departamental de Juntas Vecinales (Fedjuve), la Federación Departamental de Cooperativas Mineras (Fedecomin) y la Federación Sindical Única de Trabajadores Campesinos Originarios Quechuas del Departamento de Potosí (Fsutcoqdp) hicieron conocer que no acatarán el paro de actividades.

El presidente de Fedjuve, Arturo Leandro, dijo que “nada se consigue con un paro” y sugirió que cívicos y Gobierno negocien.

“Ya paramos 19 días en 2010, 27 días en 2015 y después del paro de 24 horas, ¿qué viene?”, cuestionó el dirigente vecinal, en declaraciones a un diario local.

En tanto, el gobernador Juan Carlos Cejas lamentó que Comcipo vaya al paro cuando este es el momento de buscar soluciones y trabajar de forma conjunta.

Los cívicos afirmaron que la medida de presión fue dispuesta para evitar el recorte del presupuesto departamental de 2017. Exigen una real preservación del Cerro Rico de Potosí y salen en defensa de la Casa Nacional de Moneda que podría ser administrada directamente por el Ministerio de Culturas.

POSICIÓN DE COMCIPO

En tanto, el presidente del Comité Cívico Potosinista (Comcipo), Jhonny Llally, calificó de “contundente” el paro cívico que se cumplió ayer en la Villa Imperial, reportó radio Aclo de la Red Erbol.

“Felicitamos al pueblo por haber asumido este paro de 24 horas, realmente ha sido contundente y hay que felicitar, porque ministros, diputados, senadores de la bancada del MAS han querido tal vez desestabilizar este movimiento”, dijo Llally.

El comandante de la Policía de Potosí, Marcos Encinas, informó que se registraron más de 15 puntos de bloqueo en la capital potosina, aunque las salidas a otras regiones estaban expeditas.

La secretaria de Cultura y Turismo de la Gobernación de Potosí, Giameri Carlo, señaló que aparte de brindar un mal aspecto al departamento, los operadores de turismo cancelaron varias visitas a regiones con bastante flujo turístico, debido al paro.

“Cada turista que viene gasta un promedio de 80 dólares diarios e imagínense el daño económico. Solamente al salar de Uyuni ingresan 400 turistas por día y haciendo números tenemos una pérdida considerable y recuperar eso es difícil”, manifestó.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada