12 septiembre 2016

Defensor cree que Quintana asumió decisión ''valiente'' para cambiar Pando

El Defensor del Pueblo, David Tezanos Pinto, dijo que el ministro de la Presidencia, Juan Ramón Quintana, asumió una decisión "demasiado valiente" para cambiar la situación en Pando, donde el exprefecto Leopoldo Fernández se "creía el cacique y dueño" de ese departamento.
"Estas cosas se han revertido, en aquel momento el prefecto (Leopoldo Fernández) se mantenía todavía en el poder, no está acá nuestro ministro Juan Ramón Quintana esta decisión es asumida con demasiada valentía y es lo que ha cambiado el orden actual (en Pando)", sostuvo Tezanos Pinto.
Tezanos Pinto se refirió al tema al cuestionar la supuesta condición político y económica que tendría la exautoridad departamental "quien se creía el cacique, el dueño de Pando, incluso hay un chiste (que dice): ¿saben cuál era el departamento en el que vivía Leopoldo Fernández? ¿Dónde era la casa de Fernández? Era un pequeño departamento al norte del país. Él junto con su hermano eran dueños como terratenientes. Eso se revierte con la Constitución".
Durante los conflictos generados por la denominada "Media Luna" en 2008, grupos contrarios al Gobierno desataron una ola de violencia en Santa Cruz, Tarija, Beni y Pando. En Cobija, las autoridades no podían ingresar y se produjo hechos violentos que se cobraron la vida de campesinos y funcionarios de la entonces Prefectura.
La cabeza de la Defensoría del Pueblo participó junto a los ministros de Trabajo y Justicia, Gonzalo Trigoso y Virginia Velasco, respectivamente; además de la abogada de las víctimas del denominado caso "masacre" del Porvenir, Mary Carrasco en un acto conmemorativo en Pando.
Fernández se declaró inocente de los hechos que desembocaron en violencia y postuló la hipótesis que el Gobierno armó el caso Porvenir para bajar el perfil político de la denominada "Media Luna".
Este domingo 11 de septiembre se recordó ocho años de los conflictos políticos en Bolivia que terminaron con la muerte de una decena de campesinos y dos funcionarios de la prefectura de Pando a la cabeza de Fernández.
El 2008, el Gobierno tuvo que intervenir Pando, detuvo a Leopoldo Fernández y desde entonces sigue un proceso que hasta la fecha no tiene sentencia. La Fiscalía pidió una sentencia de 30 años por asesinato en grado de complicidad por la muerte de los campesinos.
La Asamblea Permanente de Derechos Humanos se retiró como denunciante del proceso, por considerar que existen muchos vicios de nulidad y violación de derechos. La Defensoría del Pueblo es la entidad que vela por los derechos de las personas y es una entidad independiente de acuerdo a su norma.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada