19 mayo 2016

Bonos hacen un total de Bs 3.912,5 MM en 2016

Cinco tipos de bonos instituidos por el Gobierno suman 3.912,5 millones de bolivianos a ser entregados en 2016. En los últimos días, el presidente Evo Morales hizo énfasis en el gasto que representan y en que restan recursos a la inversión pública, cuando hasta el año pasado insistía en que los bonos eran parte de la lucha contra la pobreza.

En los analistas económicos hay opiniones divergentes. De un lado están quienes señalan que tienen un impacto multiplicador en la economía y del otro, quienes señalan que en el nuevo contexto económico de desaceleración deberían ser eliminados.

El martes pasado, en el acto de entrega de memorandos de inserción laboral a personas con discapacidad, Morales indicó que “a veces se va mucho dinero en bonos y rentas” y que se debe cuidar la economía boliviana.

“Hace cinco días, organismos internacionales dijeron que Bolivia está encabezando el crecimiento económico en estos cuatro meses, es una inversión, (pero) a veces mucha plata se va sólo para las subvenciones, sólo se va para bonos, rentas, qué plata vamos a invertir para el crecimiento económico”, dijo Morales citado por ANF.

El Gobierno entrega tres bonos: Juana Azurduy, Juancito Pinto y la renta Dignidad que juntos suman 3.564,5 millones de bolivianos, según el Presupuesto General del Estado (PGE) 2016. A esos bonos se suma la entrega del Subsidio Prenatal Por la Vida que asciende a 342 millones de bolivianos que, por decreto, el Tesoro General del Estado (TGE) debe transferir anualmente al Ministerio de Salud, y el pago de un bono a las personas con discapacidad que bordea los 20 millones de bolivianos.

En cuanto a las subvenciones, para 2016 el PGE destinó 3.264 millones de bolivianos para la subvención a los hidrocarburos, alimentos y servicios básicos frente a los 5.521 millones de bolivianos dispuestos en 2015. El presupuesto para este año se redujo en 40 por ciento con relación a 2015.

Durante años anteriores, en reiteradas oportunidades, Morales afirmó que su Gobierno veía necesario redistribuir los recursos económicos producto de la nacionalización de los hidrocarburos. Sin embargo, ahora parece haber un viraje, según el economista Alberto Bonadona, debido a la merma de ingresos por el Impuesto Directo a los Hidrocarburos (IDH) a causa de la caída de precios de las materias primas.

“Muchas veces se dijo que depender del IDH iba a tener ese efecto”, dijo Bonadona, pero el Gobierno hizo caso omiso. “Imagino que lo están reconsiderando”, añadió.

Según el economista Roberto Laserna, los bonos otorgados por el Gobierno tienen un efecto multiplicador en la economía porque las personas beneficiadas introducen el dinero en todas las áreas. Pero si el Gobierno retira los bonos, dispondría ese dinero en obras, lo que supondría que salga del país principalmente a través de las importaciones, ya sea de mano de obra o de equipo.

Bonadona coincide con esa postura y señala que lo que se logró con los bonos es una reducción parcial de la pobreza. “Comprobado por estudios, tiene un efecto sobre la reducción de la pobreza y un efecto positivo en la economía”.

Por el contrario, el economista Pablo Cuba considera que la entrega de bonos a la población beneficia al país en tiempos de bonanza económica, pero cuando existe una desaceleración económica como la actual, la mejor política es eliminarlos.

Respecto a las subvenciones, particularmente de los hidrocarburos, Cuba señaló que en el contexto actual de precios bajos el Gobierno debería eliminarla y explicó que políticamente no tendría un costo significativo porque la gente “no lo sentiría”.

Laserna también considera que, por el principio de equidad, el Gobierno debería proceder con la eliminación de la subvención para dejar de beneficiar más a unas personas que a otras.

INVERSIÓN PÚBLICA

Durante los últimos 10 años, la inversión pública en el país sumó en total 30.549 millones de dólares, ese monto es superior comparado con lo registrado en el periodo 1987-2005 que alcanza a 9.458 millones de dólares, según el presidente Evo Morales.

El pasado 22 de enero, el ministro de Economía, Luis Arce Catacora, señaló que la inversión pública se constituye en el pilar fundamental que impulsa el crecimiento económico nacional.

Durante esta gestión, el Producto Interno Bruto (PIB) creció en 4,85 por ciento pese a la caída de los precios del petróleo, cercano al 5 por ciento previsto por el Gobierno.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada