08 marzo 2016

El MAS debe afrontar reto en los próximos cuatro años

El Movimiento Al Socialismo (MAS) tiene que afrontar, llevando a cuestas su derrota, en el referéndum del 21 de febrero, el reto en los próximos cuatro años, gobernando en favor del pueblo, afirmó el escritor Manfredo Kempff Suárez.

Sostuvo que antes de la consulta ya se palpitaba que el tiempo de euforia del oficialismo y de sus triunfos estaba pasando, añadiendo que el número de sus partidarios menguaba y muchos de los ciudadanos se preguntaban qué había realizado el Gobierno en sus 10 años de gestión.

DESENCANTO

A su juicio, el oficialismo, luego de mostrar al pueblo caminos, puentes, edificaciones y ofrecerle bonos, lo que en su criterio impresionó favorablemente en su primera gestión, posteriormente la actual administración se colmó de discursos en torno al culto a la personalidad y que la gente se desencantó.

En opinión del escritor, el Gobierno erró al haber convocado al referéndum que pretendía otorgar al Jefe de Estado otro periodo constitucional cuando le restaban aún cuatro años de gestión.

Por otro lado, afirmó que el triunfo del referéndum no es atribuible a ningún personaje político, por lo que cree que habrá que esperar cordura para que las fuerzas vencedoras del 21 de febrero no se dispersen excesivamente.

TRANSICIÓN

Entretanto, el analista Iván Arias estima que el MAS debe empezar a preparar de forma democrática y pacífica la transición al “postevismo”, que a su juicio inevitablemente ha comenzado, advirtiendo que si el Gobierno no maneja esta realidad con sabiduría, dentro del partido empezarán a aparecer nuevas tendencias internas que podrían terminar de agotarlo.,

Sin embargo, sostuvo que si por el contrario el Gobierno hace una transición democrática, permitiendo que surjan nuevos líderes internos y que la disidencia sea controlada, el MAS podría convertir esta derrota en victoria.

Sobre la oposición dijo que la victoria del NO es su mayor gloria en diez años, porque antes tuvo otros triunfos pero estos fueron a nivel departamental, municipal y local pero no nacional. “Todo ello debe capitalizarlo, entendiendo que los resultados del 21 de febrero son renovación, cambio y alternancia, por lo que cree que no se puede insistir sobre los liderazgos tradicionales,” aclaró.

Resaltó finalmente que tiene la oposición debe buscar otros líderes y preparar una propuesta que enamore, y seduzca a todos los bolivianos.

MENSAJE CLARO

Arias en entrevista con EL DIARIO expresó que el mensaje del pueblo en el referéndum fue muy claro: el 22 de enero del 2020, la población quiere tener otro gobernante en Palacio de Gobierno, ya sea del oficialismo o de la oposición y que en ese sentido, deberían estar preparándose ambos bandos.

También aclaró que cambio y alternancia es el mensaje y que si el oficialismo no lo entiende así se va a equivocar. Acotó que las declaraciones sobre su repostulación, estarían confirmando que el Presidente es un mal perdedor, que no está dispuesto a respetar el mandato de febrero, lo que es muy grave para la democracia, para él mismo y para su partido el MAS.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada